Viernes, Abril 23, 2021

El Congreso de EE. UU. busca la censura de Internet

censura-en-internet

La desinformación es uno de los mayores problemas que enfrentan las plataformas de redes sociales y para los que Washington y otros gobiernos están buscando soluciones activamente.

En la nueva audiencia de Mark Zuckerberg, Jack Dorsey y Sundar Pichai ante el Congreso de Estados Unidos el jueves, los representantes pidieron a los tres directores ejecutivos que censuraran más Internet. Esta medida debería permitirles controlar el contenido político que se transmite en sus plataformas, con lo cual además el Congreso promete represalias legislativas si no cumplen.

En la audiencia, los miembros del Congreso acusaron a Twitter, Google y Facebook, encabezados por Jack Dorsey, Sundar Pichai y Mark Zuckerberg respectivamente, de causar daños fuera de línea a los niños, la salud pública y la democracia.

Los representantes creen que estas tres plataformas fueron fundamentales en el asalto al Capitolio el 6 de enero, que condujo a una nueva acusación contra el expresidente Donald Trump. Si Dorsey parece haber reconocido que su sitio jugó algún papel en este desafortunado evento, Zuckerberg y Pichai rechazaron la acusación de los funcionarios electos.

La audiencia, convocada por el presidente del Comité de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes, el demócrata Frank Pallone de Nueva Jersey, y los dos presidentes de sus subcomités, Mike Doyle (D-PA) y Jan Schakowsky (D-IL), fue una manifestación del creciente esfuerzo autoritario en el Congreso para requisar el control que estas empresas ejercen sobre el discurso político para sus propios intereses y objetivos políticos. De hecho, esta es la tercera vez en menos de cinco meses que el Congreso de EE. UU. Ha convocado a directores ejecutivos de empresas de redes sociales.

El objetivo es presionarlos y obligarlos a censurar más contenido en sus plataformas. Según representantes demócratas, Twitter, Google y Facebook han fallado en su deber de censurar las voces políticas y los contenidos ideológicos que consideran contradictorios o dañinos.

Al pedir más censura, acompañaron su solicitud con amenazas de sanciones legislativas inminentes (incluida la posible revocación de la inmunidad bajo la Sección 230 de la Ley de Decencia en Comunicaciones) para forzar el cumplimiento de la ley.

Los miembros republicanos limitaron en gran medida sus quejas a la preocupación inversa. Según ellos, estos gigantes de las redes sociales estaban silenciando excesivamente las voces conservadoras para promover una agenda política liberal. Varios republicanos han insistido en que esta censura editorial hace obsoleta la inmunidad que disfrutan las empresas de tecnología bajo la Sección 230.

Creen que al censurar aún más Internet, las plataformas de redes sociales ahora actúan como editores y ya no como simples transmisores neutrales de información.

Algunos republicanos se han unido a los demócratas para pedir más censura, pero más específicamente en nombre de proteger a los niños de los trastornos mentales y los depredadores en lugar de la conformidad ideológica.

Si bien Zuckerberg y Pichai no mostraron signos de exasperación con los representantes el jueves, Dorsey parecía estar al final de su paciencia y tolerancia por las demandas de censura. En un momento, afirmó sin rodeos que no es el papel de los gobiernos y las plataformas de redes sociales ser árbitros de la verdad. “No creo que debamos ser los árbitros de la verdad y tampoco creo que el gobierno deba serlo”, dijo.

Según algunos analistas, es fundamental no perder de vista lo verdaderamente «despóticas» que son esas audiencias. Es fácil de ignorar, dicen, porque se ha acostumbrado a que los líderes políticos exijan con éxito que las empresas de redes sociales censuren Internet a su antojo.

Como recordatorio, Parler, que en ese momento era una de las aplicaciones más descargadas en el país, fue retirada en enero de las tiendas de Apple y Google Play, luego Amazon le negó el servicio de Internet, luego de que dos miembros demócratas muy molestos vean a la Cámara de Representantes. Los representantes lo exigieron públicamente.

Durante la última audiencia de «procedimiento» organizada por el Congreso, el senador Ed Markey (D-MA) declaró explícitamente que la queja de los demócratas no es que estas empresas censuren demasiado, sino que no lo suficiente.

 

Fuente: desdelinux

¿Quién está en línea?

Hay 158 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

11625427
Hoy Hoy 884
Ayer Ayer 3737
Esta semana Esta semana 16141
Este mes Este mes 80226
Total de Visitas Total de Visitas 11625427

Día con más
visitantes

04-19-2021 : 3976

Gracias por su visita