Sábado, Abril 20, 2019

GNOME y las inconsistencias de diseño

gnome

Hace algo más de una semana que se dio a conocer un cambio de diseño en GNOME que no podía dejar de mencionar aquí porque, ya lo sabéis, somos muchos los usuarios que tenemos un problema con GNOME debido a su forma de hacer las cosas. En ese artículo tenéis mejor explicado “el problema”, pero el resumen sería la unilateralidad de la que tanto se habla últimamente por temas políticos, aplicada al diseño de software.

Pero tampoco os confundáis: unilateralidad en el caso de GNOME es seguir la dirección que sus desarrolladores creen más acertada, lo cual es totalmente legítimo. Para eso son ellos los que se lo curran. El “problema” surge cuando haces caso omiso a toda crítica -directa o indirecta-, incluida la de tus propios usuarios -finales o no- porque te crees con la razón absoluta, para luego acabar rectificando -o no- y vuelta a empezar.

Sin embargo, no va de eso exactamente el asunto de hoy, sino de las inconsistencias de diseño a las que me he referido en alguna ocasión y que siempre me acarrean las contracríticas de quienes están encantados con el estado de GNOME, que también los hay. Hoy vamos a entrar en eso, pero tampoco muy a fondo. ¿Qué es una inconsistencia de diseño, os preguntáis? Veamos…

Una inconsistencia de diseño en GNOME Shell ha sido durante mucho tiempo la bandeja de sistema, situada de manera torticera en la esquina inferior izquierda de la pantalla, sin ningún sentido estético o práctico. ¿La solución de GNOME? Mandarla al carajo, con dos opciones para los usuarios que todavía la usaban: adaptarse al cambio o buscarse la vida, lo cual significa usar una extensión (¡suerte para los que lo intenten!), cambiar de escritorio… o, más recientemente, usar Ubuntu, que ha parcheado esa y otras deficiencias para sus usuarios.

gnome-shell-appmenu1

Dos menús para una misma aplicación… mala idea, sobre todo si no están los dos en la aplicación

Otra inconsistencia de diseño ha sido, desde los inicios de GNOME 3 y su Shell, la que podéis ver sobre estas líneas: el menú de las aplicaciones, un sinsentido flagrante que separaba las opciones de una misma aplicación entre la propia aplicación y la barra superior, causando confusión entre los usuarios. Para que os hagáis una idea quienes no usáis GNOME, es como coger el menú clásico de “Archivos, Editar…” y quitarle el apartado de “Preferencias” para moverlo fuera de la aplicación. Un sinsentido, vaya.

Pero no lo digo yo (en realidad lo he comentado en numerosas ocasiones, como lo han hecho otros tantos usuarios)… Ahora también lo reconocen los desarrolladores de GNOME. ¡Alabados sean! Así sintetizan el problema:

El menú de la aplicación tal como existe hoy tiene algunos problemas bastante grandes:

  • Está desconectado de la ventana de la aplicación
  • No tiene sentido con monitores múltiples
  • Ninguna otra plaforma tiene este patrón
  • La distinción entre los elementos de menú de nivel de aplicación y de nivel de vista puede ser confusa
  • Solo es accesible para la aplicación que actualmente tiene foco
  • Nuestras propias aplicaciones lo usan de manera inconsistente
  • Las aplicaciones de terceros no lo han adoptado ampliamente, por lo que en su mayoría se encuentra vacío
  • Algunos usuarios nuevos no parecen encontrarlo y pueden asumir que no hay preferencias

¿La solución de GNOME? Esta vez sí, la lógica: reintegrar esas opciones en el menú de la aplicación, lo que posiblemente suceda hacia GNOME 3.32 el año que viene, ya que es necesario un margen de tiempo para que los desarrolladores de aplicaciones se adapten al cambio.

¡Alto, fans de GNOME, que no voy a despedir este artículo sin decirlo! En efecto, esta extraña característica puede ser modificada vía GNOME Tweak Tools (Retoques), en el apartado de “Barra superior”, activando la opción “Menú de aplicaciones”. El resultado es que el menú de marras desaparece de la barra superior para situarse junto al menú propio de la aplicación.

gnome-shell-appmenu2

Un apaño decente, pero podía estar mejor integrado

No obstante, es un parche que rompe con la pretendida simplicidad del diseño de la barra de la ventana, cuando todo cabe de sobra en el mismo desplegable.

Y hasta aquí llego hoy. Enhorabuena a los desarrolladores de GNOME por tomar la decisión acertada. Más vale tarde que nunca, sin duda. Dicho lo cual, hay unas cuantas inconsistencias más por ahí a las que vendría bien prestar atención. Paso a paso. Además, GNOME no es el único entorno que adolece de inconsistencias. Pero esa es otra historia.

 

Fuente: muylinux

¿Quién está en línea?

Hay 201 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

9676607
Hoy Hoy 419
Ayer Ayer 2122
Esta semana Esta semana 9816
Este mes Este mes 35083
Total de Visitas Total de Visitas 9676607

Día con más
visitantes

03-20-2019 : 2228

Gracias por su visita