Sábado, Noviembre 18, 2017

Intel se alía con AMD para desafiar a NVIDIA

friends

Los enemigos de mis enemigos son mis amigos. Algo así debieron pensar en Intel, cuando le propusieron a AMD integrar sus gráficas en una nueva familia de procesadores (evolución de la 8ª Gen. Intel Core), formando así un único paquete.

Un intento de batir a NVIDIA en su propio terreno, buscando añadir poderosas gráficas a dispositivos cada vez más delgados y ligeros, como pueden ser los portátiles ultrafinos o los de tipo convertible (2 en 1).

Entre los objetivos: el que se pueda ejecutar todo tipo de juegos sin problemas, también programas que exigen una gran capacidad de edición o las tecnologías de realidad virtual.

En el anuncio oficial de AMD se hace hincapié al respecto:

Nuestra colaboración con Intel amplía la base instalada para las GPU AMD Radeon y trae al mercado una solución diferenciada para gráficos de alto rendimiento.

Juntos estamos ofreciendo a los jugadores y creadores de contenido la oportunidad de tener una PC más delgada y liviana capaz de ofrecer experiencias discretas de gráficos de nivel de rendimiento en juegos AAA y aplicaciones de creación de contenido. Esta nueva GPU semi-personalizada pone el rendimiento y las capacidades de los gráficos Radeon, en manos de un grupo ampliado de entusiastas que desean la mejor experiencia visual posible.

Para ello se ha desarrollado una nueva tecnología llamada EMIB (Embedded Multi-Die Interconnect Bridge), que combina las discretas capacidades de los chips Intel con la potencia de las gráficas dedicadas.

AMD GPU, Intel CPU y sistema de memoria HBM2 (High Bandwidth Memory) son los ingredientes principales; agrupados en un nuevo tipo de diseño ultra compacto que los sitúa “extremadamente cerca” (utiliza diminutas piezas de silicio para conectar los diferentes elementos), permitiendo que la información pase más rápidamente y ahorrando espacio en la placa base.

Mejoras de rendimiento, disminución del consumo de energía, posibilidad de aprovechar el espacio sobrante con mejores baterías o sistemas de refrigeración, son algunas de las ventajas añadidas de esa tecnología EMIB.

Una derivada interesante de este asunto es que será la gente de Intel la encargada de escribir y suplir desde el primer día los drivers (casi con toda seguridad open source), para la Radeon GPU que vaya integrada.

Se espera que en el primer trimestre de 2018 aparezcan los primeros ordenadores equipados con este chip y conozcamos al detalle todas sus prestaciones.

 

Fuente: lamiradadelreplicante

¿Quién está en línea?

Hay 61 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

9047359
Hoy Hoy 742
Ayer Ayer 1413
Esta semana Esta semana 7907
Este mes Este mes 25850
Total de Visitas Total de Visitas 9047359

Día con más
visitantes

11-11-2017 : 2493

Gracias por su visita