Lunes, Septiembre 23, 2019

Regolith GNU/Linux: Cuando GNU/Linux es un mosaico

https://i.imgur.com/cHjajyu.jpg

Si pensaste que XFCE es el entorno más liviano y ligero que existe, estás equivocado. Hay distribuciones que vienen sin “entorno gráfico” literalmente dicho y en su lugar traen gestores de ventanas.

Regolith GNU/Linux reúne tres componentes inusuales que hacen que entrar en el mundo del gestor de ventanas en mosaico i3 sea fácil y rápido.

Gran parte del enfoque y la atracción -así como la confusión- para los recién llegados al sistema operativo GNU/Linux es la variedad de entornos de escritorio disponibles. Algunas distribuciones ofrecen una variedad de tipos de escritorio. Otros sólo vienen con la opción de un escritorio.

i3 ofrece otra opción, pero es una opción muy diferente que ofrece un enfoque totalmente nuevo de cómo interactuar con el sistema operativo.

Los administradores de ventanas suelen estar integrados en un sistema de escritorio completo. Y también controlan la apariencia y ubicación de las ventanas dentro de la pantalla del sistema operativo. Un gestor de ventanas de mosaico va un paso más allá. Organiza la visualización de la pantalla en marcos no superpuestos en lugar de apilar ventanas superpuestas.

El gestor de ventanas i3 en Regolith sirve como lo que esencialmente se convierte en un pseudo escritorio independiente. Ordena automáticamente las ventanas para que ocupen toda la pantalla sin solaparse.

Regolith reúne tres elementos informáticos que no se encuentran en ninguna otra parte. Es en parte la ubicuidad de Ubuntu, en parte la interfaz eficiente y productiva de i3-wm, y en parte las características de configuración del sistema de GNOME.

Regolith-02

Regolith GNU/Linux está diseñado para personas que prefieren una interfaz espartana con una gestión del sistema pulida y coherente. No encontrarás muchas distribuciones usando el gestor de ventanas en mosaico i3.

Las pocas distribuciones que ofrecen i3 como una especie de opción de escritorio están integradas en las distribuciones basadas en Arch. Los componentes de i3 wm normalmente necesitan una instalación elaborada y pasos de configuración detallados. Eso se convierte en un elemento disuasorio para intentarlo con el administrador de ventanas de mosaico.

Regolith cambia todo eso. El desarrollador Ken Gilmore introdujo el gestor de ventanas i3 en Ubuntu para mayor estabilidad y fácil acceso. Si descargas la versión en vivo en CD, obtienes una distribución Regolith lista para usar con toda la infraestructura de software de Ubuntu.

Otra opción es añadir el Regolith Ubuntu en un PPA a un sistema existente Ubuntu 18.04 (Bionic) o 19.04 (Disco) y cambiar el escritorio Ubuntu por el reemplazo del administrador de ventanas i3 de Regolith.

La versión 1.0 se basa en Ubuntu 18.04; la versión 1.1 se basa en Ubuntu 19.04. Cualquiera de las dos versiones se actualizará a los últimos archivos. Todos los paquetes Regolith funcionan bien en Ubuntu 18.04 y 19.04. Esencialmente el objetivo es crear algo simple, pulido y productivo.

Regolith es muy nuevo. Gilmore lanzó la primera edición del instalador de Ubuntu con la distribución Regolith el 19 de abril. La instalación de PPA en una instancia existente de Ubuntu es aproximadamente un año más antigua, apareciendo por primera vez alrededor de marzo de 2018.

“Por supuesto, todavía hay muchas dificultades que resolver, pero en general creo que la interfaz es particularmente atractiva para aquellos que desean trabajar de manera eficiente”, dice Gilmore.

Sus planes para el desarrollo continuo incluyen mantener el desarrollo 1.x enfocado en la estrategia de usar los proyectos de código abierto existentes y personalizarlos según sea necesario para proporcionar la mejor experiencia de usuario posible con i3.

Regolith-03

Dado que el gestor de ventanas i3 es en gran medida una interfaz basada en el teclado, en Regolith existe muy poco en forma de pantalla gráfica de usuario. Se accede al panel de control con el atajo de teclado Super + c, por ejemplo. Una vez que se inicie el panel de control, puedes desplazar hacia abajo una lista de ajustes o utilizar el ratón.

Los enlaces de teclas predeterminados se guardan en un archivo .config que se edita mediante el editor de texto gedit. Gilmore planea hacer cambios en la interfaz de usuario de forma más agresiva en el desarrollo 2.x. Transmite todos los cambios de desarrollo directamente como actualizaciones de las versiones sucesivas.

La familiaridad con GNOME y Ubuntu ayuda a los usuarios más experimentados a instalarse en el uso del gestor de ventanas i3 como entorno de escritorio, aunque el ajuste e integración que Gilmore ha ideado aporta un aspecto totalmente nuevo. Si eres nuevo en GNU/Linux o no conoces Ubuntu, Regolith es una experiencia de distribución única.

Gilmore planea utilizar estrategias de configuración que faciliten a los neófitos jugar y compartir partes de la configuración. Quiere que sea fácil hacer retroceder los cambios cuando algo sale mal.

“Y me gustaría incorporar algunos de los elementos sutiles de animación de transición que esperamos con las interfaces de usuario móviles”, dice Gilmore. “Además, queda mucho trabajo por hacer en materia de documentación. Quiero ofrecer una experiencia de usuario por primera vez mucho más inclusiva que ofrezca a un nuevo usuario la “imagen completa” y lo guíe a través de la interfaz de usuario, cómo hacer las cosas, etc., en lugar de simplemente dejarlo caer en un escritorio con una ventana de hoja de referencia”.

En el sitio web, Gilmore quiere ofrecer una sección completa de cómo hacer para que la gente construya sus propios proyectos similares a los de Regolith. El empaquetado de Debian fue muy difícil para él aprender en relación con la complejidad de lo que implica el proceso. Su meta es ayudar a otros si puede.

Uno de los obstáculos de interfaz más evidentes para mí fue la adaptación al paisaje del espacio de trabajo. i3 no tiene ningún applet de conmutador en el panel inferior.

Las asignaciones de teclas ya están configuradas y aparecen a la izquierda cuando llegas al escritorio. Presiona la tecla Super y un número para saltar a ese espacio de trabajo instantáneamente. Por defecto, Regolith tiene 19 espacios de trabajo esperándote.

Regolith-04

Cada nuevo espacio de trabajo que se abre tiene su propio pequeño cuadro de color que se asienta con su número en el extremo izquierdo de la parte inferior de la pantalla. Puedes rotar entre los espacios de trabajo con el método abreviado Super tecla+número de teclado.

En cualquier espacio de trabajo, puedes abrir todas las aplicaciones que desees o necesites. El primero abre la pantalla completa. El segundo cambia la visualización de la pantalla a dos partes iguales. El tercero divide automáticamente la pantalla en tres ventanas de igual tamaño.

Todo queda a la vista, por lo que no es necesario cambiar de ventana Alt-Tab.

Regolith trae algo que no es nuevo dentro de los escritorios GNU/Linux. Lo espartano está de moda para muchos usuarios, y este entorno puede resultarte familiar.

 

Fuente: maslinux

¿Quién está en línea?

Hay 212 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

10029142
Hoy Hoy 976
Ayer Ayer 2415
Esta semana Esta semana 976
Este mes Este mes 60775
Total de Visitas Total de Visitas 10029142

Día con más
visitantes

08-21-2019 : 3737

Gracias por su visita