Jueves, Octubre 17, 2019

¿Es KDE Neon la mejor edición de Plasma KDE?

KDE-Neon-discover

KDE Neon siempre será una de mis distros favoritas de GNU/Linux. Ninguna otra integra lo último del equipo de KDE con la rapidez que lo hace KDE Neon y esto es bien lógico: Esta distribución es precisamente para disfrutar de los últimos avances tecnológicos que va liberando el grupo de desarrolladores de KDE y de por medio está Jonathan Riddell, que capitanea esta distribución. En este punto hay que hacer un inciso. KDE Neon en si no es una distribución estándard de GNU/Linux sino una base de Ubuntu 18.04 LTS con un repositorio de KDE. Pero para ahorrarnos cambio de jerga, seguiremos refiriéndonos a KDE Neon como una distro.

No es un secreto para nadie: KDE en sus inicios y su última implementación, Plasma 5, ha sido mi entorno favorito y mi suite de escritorio desde hace mucho tiempo. Comencé GNU/Linux con KDE 2.0 pero creedme que no tiene absolutamente nada que ver con lo que es hoy.

KDE-Neon-01

Como distro hooper tengo idas y venidas, distribuciones y más distribuciones, hasta que terminas atrapado por la magia del Chakra y su entorno único. Por mucho que haya intentado cambiar este hecho en sucesivos ataques de distro hopping. No he podido acomodarme a nadie más que a Cinnamon, mi segundo entorno favorito, aunque me he perdido algunas características casi exclusivas de Plasma. Hoy estamos revisando una “distribución” (entre comillas a propósito por lo de la nueva jerga) que nos da algo que a primera vista parece magnífico en su concepción: una Ubuntu LTS, 18.04, como base y una actualización continua e imparable de los paquetes Plasma a las últimas versiones disponibles. Son los desarrolladores de KDE los que ponen a nuestra disposición este repositorio de software -así es como se refieren a su creación, no como una distribución- para uso y disfrute de los saltadores de distros que no pueden esperar a probar las nuevas funcionalidades de cada nueva edición de Plasma 5. Así que, aclarando que se trata de un gerundio, KDE Neon no es una distribución GNU/Linux estándard, sino que es un Ubuntu con un PPA de KDE y una edición “live” que nos permite probar cómo queda el cóctail. Y eso que he hecho. Pero vamos a ver su interfaz.

Esta sección bien podría dejarla desierta y quien haya probado Neon debería de saber de lo que hablo. Pero el punto es, una vez más, que no se trata de una distribución real, por lo que no es de extrañar que nadie se haya dado cuenta de los pequeños detalles de apariencia y diseño gráfico. Es, nada más y nada menos, que un Plasma entregado por los desarrolladores, desde el cual cada uno puede configurar el escritorio de acuerdo a sus gustos particulares. No es una mala filosofía, sólo algo diferente de lo que estamos acostumbrados a ver, a menos que usemos Arch, Gentoo o cualquiera de estos. Resumen: lo que dije, vanilla, y te pido perdón por el anglicismo, pero es una palabra que me encanta, porque si dijésemos canela ya pensaríamos en otra distro y entorno, ¿no?

KDE Neo se presenta “pelao” de aplicaciones, algo menos aún que lo básico. ¿Esto es bueno o es malo? Pues tiendo a pensar que tiene mayormente aspectos  positivos si odias los escritorios sobrecargados.

Podría decirse que no recuerdo una instalación con la que acabes con menos programas al arranque.

Veamos: viene con Firefox 69, VLC, Discover, Gwenview, Kwrite, Ark, Dolphin, Konsole, Spectacle, Preferencias del Sistema, Monitor y Kinfocenter…. y creo que no dejo ninguno. Sólo una docena de programas instalados. Esto es realmente puro minimalismo. Lógicamente, nuestro nuevo Plasma se come los increíbles 369 MB de RAM. Toma esa. Y luego dicen que KDE es muy pesado. Hay otra aplicación, a decir verdad, que podemos usar Discover como una alternativa legítima para instalar los paquetes descargados.

KDE-Neon-ram

Teniendo la base que tiene, Ubuntu Bionic Beaver, se presume que es un dispositivo de reconocimiento excepcional, como poco. La experiencia del usuario es buena, las aplicaciones se abren rápidamente y no se nota una sobrecarga en el escritorio cuando se ejecutan varias a la vez.

La aparición de KDE Neon causó algún revuelo en el mundo GNU/Linux hace poco tiempo y estuvo directamente relacionado con el semiabandono al que se dirigía Kubuntu y la posible desaparición de Netrunner. Personalmente, no veo la necesidad de KDE Neon si no tienes pasión por KDE Plasma.

Sin lugar a dudas, KDE Neon es la mejor implementación de Plasma de todas las habidas, pero en el sentido de lo más novedoso. La interfaz gráfica de usuario es simple a la vez que limpia y bonita. Pero hay algunas distros que en éste último aspecto la adelantan por derecha e izquierda. Al fin y al cabo lo que busca Neon es minimalismo y eso lo han conseguido.

 

Fuente: maslinux

¿Quién está en línea?

Hay 30 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

10093815
Hoy Hoy 795
Ayer Ayer 2973
Esta semana Esta semana 10326
Este mes Este mes 45073
Total de Visitas Total de Visitas 10093815

Día con más
visitantes

10-14-2019 : 3425

Gracias por su visita