Domingo, Octubre 22, 2017

Probablemente no te harás rico minando criptomonedas

Bitcoin

Con el meteórico aumento de la popularidad de Ethereum, las criptomonedas y las cadenas de bloques están de vuelta en las noticias. Los precios de las tarjetas gráficas se han disparado frente a la promesa de que quienes tienen las computadoras y el conocimiento para hacer minería de datos se llevarán a casa enormes sumas de dinero, en una especie de fiebre del oro al estilo Bitcoin para conseguir tanto dinero virtual como sea posible. Sin embargo, ¿qué tan difícil es crear fortuna en el mundo de la criptomoneda? ¿vale la pena hacerlo?

Lo básico

Para los no iniciados, minar para obtener monedas como Bitcoin y Ether consiste en invertir una enorme cantidad de potencia de procesamiento de un ordenador en realizar sumas contables para las plataformas detrás de cada moneda. De esta manera, se verifica la exactitud del bloque de cadena del libro mayor, el cual es público.

En esencia, estás siendo recompensado por mantener los libros para estas plataformas, proceso que hemos explicado detalladamente aquí. El aumento de criptomonedas como Bitcoin ha generado que una avalancha de entusiastas aficionados incursione en el negocio de la minería de datos —sin embargo, la idea de tener el ordenador zumbando a lo lejos, haciéndote ganar dinero sin esfuerzo, suena demasiado bien para ser cierta—.

En realidad, casi es así: puedes hacerte rico con la criptomoneda, pero necesitas trabajar mucho en ella, y tener la suerte de tu lado. Es más probable que obtengas una ganancia inesperada debido a las presiones del mercado y no a la calidad de tu mining rig (o rig minera, un sistema computarizado para minar criptomonedas). Por ello, para los más comprometidos y aventureros puede valer la pena intentarlo.

Cómo minar monedas

Minar para obtener criptomonedas requiere de algunas herramientas de software libre y una dedicada rig minera. Retrocede algunos años en el tiempo: podrías coger una poderosa PC en casa y ganar fácilmente unos cuantos dólares. Hoy en día, puedes invertir semanas y hasta un mes de salario para construir una máquina con cuatro tarjetas de memoria trabajando a tope y aun así no conseguir ni un centavo.

Las GPU (unidades de procesamiento gráfico) son los procesadores mineros elegidos en la mayoría de situaciones —las tarjetas gráficas incluso son construidas y promocionadas para su uso en la minería de datos—. Esto ocurre, básicamente, porque son mejores haciendo labores complejas y de largo plazo, así como tareas repetitivas; por otro lado, las CPU están mejor equipadas solo para cambiar entre diversas tareas rápidamente.

Por qué probablemente no te harás rico

El problema es el siguiente: los que realmente están involucrados en el negocio tienen granjas enteras llenas de estas computadoras, y a menos que tengas un gran almacén y te sobren el dinero, estarás increíblemente rezagado en este oficio. Desde ya tienes que competir con enormes operadores foráneos que utilizan electricidad barata y hardware comprado al por mayor.

Incluso si te haces con una rig minera y encuentras una moneda con algo de margen de ganancia, igual estarías a merced de los caprichos del mercado de la criptomoneda —la minería de datos puede ser o no rentable dependiendo del valor actual que tenga la moneda—.

Existen muchas calculadoras de rentabilidad en la web que te dirán cuánta potencia informática y electricidad necesitas para obtener una cierta cantidad de dinero, de manera que puedes ver exactamente cuánto (o cuán poco) podrías conseguir. Por ejemplo, actualmente la Bitcoin es imposible de minar de manera rentable para un usuario doméstico —necesitarías miles de GPU trabajando para poder recuperar un poco en Bitcoins de lo que estarías pagando en electricidad—.

Fluctuaciones del mercado en criptomonedas. Imagen: captura de pantalla Puedes gastar miles de dólares en un kit especializado, si lo deseas, pero aun así solo conseguirías un puñado de dólares con Bitcoin. Es más, esa cantidad puede incrementarse o disminuir según las fluctuaciones del valor de la moneda, y lo que resulta rentable un día puede no serlo el siguiente, si el valor de tu criptomoneda se hunde o tiene de pronto mala cobertura mediática —ahí es cuando el pedazo de suerte que mencionamos anteriormente se hace importante—.

Otras opciones, como la Feathercoin y Ether, ahora mismo tienen un mayor potencial de rentabilidad que la Bitcoin, con las advertencias que ya hemos mencionado: si eres serio con tu minería de datos, entonces necesitas estar alerta sobre las tendencias del mercado, porque la situación puede cambiar en una semana, e incluso un día. Por ejemplo, una Litecoin, otra criptomoneda, ha oscilado entre los $10 y $55 este año.

Por ejemplo, un enorme robo de 64 millones de dólares en Ether, llevado a cabo el año pasado, fue lo suficientemente serio como para provocar una bifurcación en la plataforma Ethereum y una reducción de hasta la mitad en el valor del Ether. Si tienes en tu sótano una poderosa y cara operación de minería de datos, este es un duro golpe para tu rentabilidad, causado por factores que no puedes controlar. Claro, en un panorama distinto, podrías volverte relativamente rico, pero resulta riesgoso, y la tendencia al alza no necesariamente será estable.

Muchos mineros modernos se unen a una “mining pool” (una especie de red de minería), con lo cual combinan recursos con otros usuarios y comparten los beneficios obtenidos; sin embargo, se mantiene el mismo riesgo. Invierte unos cuantos miles en una rig minera, tómate el tiempo para estudiar las tendencias del mercado, pasa por el proceso de configurar los programas, únete a una “mining pool” y podrás —si el precio se mantiene y has elegido sabiamente tu criptomoneda— ganar algunos miles de dólares al año. Si vale la pena el riesgo y la inversión es algo que depende enteramente de ti.

Si crees que tu inversión no es aún lo suficientemente precaria, recuerda que este mercado está en constante cambio: en el futuro próximo, Ethereum está dispuesta a cambiar su actual sistema de Prueba de Trabajo (PoW, Proof of Work en inglés) para extender la cadena de bloque a un nuevo sistema de Prueba de Participación (PoS, Proof of State en inglés), el cual es más fácil de cuantificar y posee menor gasto energético.

Sin ahondar excesivamente en detalles técnicos, esto hace que el proceso de minar sea como ganar intereses del dinero que ya tienes. De esta manera, las estanterías repletas de tarjetas gráficas ya no podrán generar riqueza de la manera en que lo hacían en el pasado. Esta, sin duda, es una mala noticia para los mineros en búsqueda de lucro, aunque es una buena noticia para tu factura de luz. Así, ganar dinero dependerá de apostar (o invertir) más que de minar.

En otras palabras, si estás ya a medio camino en la construcción de una máquina minera Ethereum, podrías estar interesado en elegir una nueva criptomoneda… a menos hasta que las reglas básicas cambien nuevamente. (¿Recuerdas lo que dijimos acerca del constante cambio?). En realidad, ese es el único camino para aprovechar cualquier beneficio que consigas de las operaciones con criptomonedas: sigue moviéndote igual de rápido que el mercado, y cambia de moneda a medida que las condiciones varíen.

Tan pronto como una criptomoneda se vuelve rentable, como hemos visto que ocurrió con Bitcoin y Ethereum, todos quieren una parte del pastel. Es entonces cuando hacer dinero se vuelve cada vez más difícil. Llega la hora de ir hacia otra nueva moneda. Resumiendo, si quieres volverte rico (u obtener algún beneficio), necesitarás elegir y seguir eligiendo la criptomoneda adecuada, tener a mano una gran cantidad de poderosos procesadores gráficos, rogar por que tu moneda elegida se mantenga segura e incremente su valor y dedicar mucho tiempo y esfuerzo.

No es imposible, eso está claro, pero se nos ocurren formas más sencillas de ganar un dólar. Si estás determinado a dar el salto e involucrarte en la minería de criptomoneda, ya sea por razones educativas o de atractivo geek más que por el deseo de ganar dinero, lo mejor que puedes hacer es sumergirte en uno de los muchos foros sobre minería de datos que existen. En ellos, encontrarás pistas específicas acerca de las últimas noticias y tendencias del mercado.

 

Fuente: http://es.gizmodo.com | somoslibres

¿Quién está en línea?

Hay 158 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

9007385
Hoy Hoy 345
Ayer Ayer 1134
Esta semana Esta semana 9376
Este mes Este mes 31086
Total de Visitas Total de Visitas 9007385

Día con más
visitantes

10-17-2017 : 1687

Gracias por su visita